PINTURAS Y CORTAFUEGOS

PINTURAS INTUMESCENTE

La pintura intumescente de capa gruesa al disolvente es especialmente destinada para que al entrar en contacto con el fuego, o al ser sometida en altas temperaturas, se convierta en una espuma relativamente dura y baja conductividad térmica, es decir que finalmente no se quema y por lo tanto no propaga el fuego. Actuando al mismo tiempo de aislante térmico del sustrato sobre el cual se aplica. Se emplea como protección contra el fuego, aplicándose en interiores, sobre materiales combustibles, tales como madera o sus derivados o sobre materiales deformables por la acción del calor ( hierro, acero, etc.. ). Sus propiedades son la protección de materiales pintados de las altas temperaturas que provoca un incendio, dándoles a las estructuras metálicas mayor tiempo de estabilidad al fuego, según los espesores de pintura aplicados.

APLICACIONES EN PINTURA EN GENERAL

Fácilmente aplicable a brocha o rodillo, las superficies deben estar bien limpias, a fin de conseguir la máxima adherencia en el soporte. Nos dedicamos a aplicar un tipo de pintura  a base de copolímeros acrílicos, unos de plastificación y otros de comportamiento rígido en una combinación hasta llegar a un fin elástico y transitable al mismo tiempo, especialmente indicado para el pintado de terrazas, paredes y azoteas donde se desee una protección eficaz contra grietas y filtraciones.